+34 962 044 291 info@ossido.es
Seleccionar página

Este trabajo, a veces es duro y difícil, sobretodo cuando te encuentras clientes que aún sabiendo que no tienen la razón, y después de tenerte horas argumentando sobre lo que creemos que es mejor para ellos (desde un punto de vista profesional relacionado con el marketing y la comunicación), te dicen a todo que NO… Pero por otro lado, también es un trabajo muy agradecidos cuando topas, no solo con un proyecto chulo, interesante y que te motiva, sino también con gente que aprecia y valora tus consejos, y sobretodo tu trabajo.

Algo así nos ha pasado con el equipo del Palau Ducal dels Borja de Gandia (lo segundo, no lo primero, eh?). Nos llamaron porque necesitaban cambiar su página web con urgencia porque la actual no cubría ya todas las necesidades, tanto las propias como las de sus visitantes. Y es lo que ellos dicen, “renovarse o morir”…

Y en la primera reunión surgió el amor… Y nunca mejor dicho, porque nosotros nos enamoramos de un equipo de trabajo joven, profesional, motivado y con muchas ganas de trabajar para convertir el PALAU, aún más, en un lugar de referencia a nivel nacional, donde la historia, la cultura y la tradición se unen.

Ha sido muy fácil trabajar con ellos, y en breve podréis ver los resultados de la nueva web. Con las ideas claras, pero sin imponer sus deseos, han sabido escuchar nuestros consejos y rebatirlos con argumentos sólidos, llegando siempre a un consenso entre sus necesidades y nuestros deseos… La eterna batalla entre cliente y creativo, ¿no os parece?

Diseñar y desarrollar la nueva página web del Palau Ducal dels Borja está resultando una experiencia muy estimulante y motivadora, ya que no solo nos estamos empapando de pura historia, sino que además, podemos disfrutar de cada uno de los fantásticos rincones de uno de los edificios más representativos del patrimonio histórico valenciano, y declarado Bien de Interés Cultural desde 1964.

Y es que, hasta que no te metes de lleno en un proyecto, no sabes lo que te has estado perdiendo. Nos vamos a la otra punta del mundo para visitar una castillo perdido, y no conocemos algo tan cercano y con tanta historia… Y no hablo solo del envoltorio, porque visitar el PALAU es respirar auténtica historia. También hablo de todo lo que hacen allí. Desde cenas, a maridajes, pasando por exposiciones, conciertos, presentaciones o cine.

¿Qué más se puede pedir? Para los amantes de la gastronomía, para los cinéfilos, para los amantes de la cultura, disfrutar de algo que te gusta y encima, en un entorno inigualable…

Desde OSSIDO os invitamos a visitar el PALAU, porque tanto si lo habéis hecho como si no, cada vez que vas, descubres algo diferente y apasionante. Y por supuesto, no os perdáis el calendario con toda la programación de este veranito, porque llega cargado de amor, cultura y muy buenas intenciones para que disfrutes del PALAU.